Estas son las provincias abiertas a los turistas

Sabemos que este verano será muy diferente para la mayoría de los canadienses debido al COVID-19 y a las restricciones de viaje impuestas por el gobierno. Sin embargo, no toda esperanza está perdida, ya que según los expertos, el acampar al aire libre o los viajes en carretera podrían no ser tan malos, siempre y cuando se tomen las medidas de salud correspondientes.

El Dr. Stan Houston, profesor de medicina en la Universidad de Alberta y experto en la prevención de enfermedades transmisibles, sugiere que acampar o andar en canoa con la familia con la que ha estado viviendo durante la pandemia es una de las cosas más seguras que se podrían hacer, especialmente si llevas consigo todo, como los comestibles.

Aunque, respecto a los viajes interprovinciales, el nivel de riesgo de viaje por carretera dependerá en gran medida del destino que elijas y su cantidad de transmisión comunitaria, según Houston.

Por ello, varias provincias y territorios han implementado restricciones de viaje para aquellos que no son residentes de esa región, pues los problemas pueden surgir cuando se realizan viajes entre provincias y un individuo no se aísla, dijo Colin Furness, epidemiólogo de control de infecciones y profesor asistente de la Universidad de Toronto.

Se recomienda evitar viajes no esenciales más allá de la frontera de British Columbia con Alberta. Mientras que las fronteras de la provincia con los Territorios del Yukon y del Noroeste también se limitan a los viajes esenciales y algunas carreteras están cerradas.

Alberta, Saskatchewan y Ontario no tienen prohibiciones provinciales de viaje. Sin embargo, sí desaconsejan los viajes no esenciales.

Aunque en un principio lo hizo, los viajes interprovinciales entre Manitoba y otras provincias occidentales, hasta el oeste de Terrace Bay en Ontario, ya no requieren un periodo de autoaislamiento de dos semanas.

Quebec ha comenzado a aflojar algunas restricciones de viaje que se implementaron anteriormente en la pandemia. Ahora, la mayor parte de esa provincia se ha abierto nuevamente, pero algunas áreas siguen restringidas, como el territorio Cree de James Bay.

Algunas provincias, como Nova Scotia, están imponiendo una cuarentena obligatoria de 14 días para los viajeros que vienen de otras partes de Canadá.

En Terranova y Labrador, solo los residentes de la provincia pueden ingresar junto con aquellos que tienen circunstancias atenuantes. New Brunswick prohibe todos los viajes no esenciales y a todos los que ingresan deben realizar una cuarentena obligatoria de 14 días.

La Isla Prince Edward también prohíbe los viajes no esenciales y cualquier persona que intente ingresar a la provincia por razones no esenciales puede ser rechazada.

Related Posts